El Ministerio de Desarrollo Social ha terminado el procesos de diagnóstico social en emergencia en las regiones de O’Higgins, Maule y Biobío, que durante los meses de enero y febrero de 2017 sufrieron una serie de incendios forestales en múltiples focos que afectaron las zonas de centro y sur de Chile. Al finalizar el diagnóstico, 6.510 familias han sido encuestadas con la Ficha Básica de Emergencia, número que eqivale a 17.556 personas que han sido afectadas por los incendios forestales.

Cabe destacar que a base de los datos recopilados mediante este diagnóstico, el Estado implmentó la entrega de medios de apoyo a los ciudadanos. Los medios de apoyo estatal para ayudar a los ciudadanos para superar esta emergencia fueron el Bono de Enseres, el Bono Subsidio de Habitabilidad y viviendas de emergencia.

En la parte final agregar que gracias al proceso de levantamiento realizado con la FIBE, también se entregaron otras medidas de mitigación, tales como becas escolares, gift card para compra de uniformes escolares, forraje para animales, entre otros.